viernes, 27 de enero de 2012





Ahora que te tengo 
frente a mi
no se me ocurre nada


Desafío constante.



Anoche en mi almohada
Eran ideas
chorros de ideas
historias que se 
hilaban solas,
espontáneas, casi reales...

En esta mañana
todo está congelado
mi cerebro se traduce
en un idioma ininteligible.

Mejor sigo viendo el horizonte
empañado
recuerdos de un ayer
intenso.





Esos...Ahora...



Esos pliegues
que me escuecen la piel 
de naranja con fresas.

Esos aromas de cilantro 
con nueces.




Esos sudores picantes 
que traspasan la puerta 
de cartón batiente

Esas miradas lascivas 
que pasan de largo 
sin más...

Esos momentos incongruentes, pretéritos, absurdos.


Ahora 
solo saboreo las mieles de sienes en retoño

Ahora
solo absorbo el almizcle subterráneo
Ahora
solo veo los azules tersos del atardecer encendido
Ahora
solo escucho las nanas del desapego fortuito
Ahora 
solo siento la sonrisa de las malvas con luz propia.